viernes, 22 de agosto de 2014

LOS QUE PREDICAN LA LIBERTAD, SON LOS PRIMEROS EN RESTRINGIRLA



Plaza de Toros de las Ventas de Madrid

Hoy, he estallado, porque estoy harto de aquellas personas que cuándo no les gusta algo intentan por todos los medios prohibirla.
Un ejemplo, los antitaurinos, que luego ni son amantes de los animales ni nada por el estilo, sino que les gusta llevar la contraria a la sociedad; los ateos, que no son ni ateos ni nada, sino que ellos para ser diferentes al resto de la sociedad dicen que no creen, cosa que respeto con toda mi alma, pero que ellos no respetan, sobretodo, cuándo ya son varios los  Jueves Santo madrileños que organizan una procesión para boicotear el discurrir de las cofradías católicas, ya que su idea es desfilar por calles adyacentes a la cofradía católica para boicotearla. Cuándo la autoridad la autoriza pero con la condición de que sea por otro recorrido se les quita las ganas de organizarla. Otro ejemplo sería los republicanos, ideología que respeto, la cual no crítico, es más, tengo amigos republicanos con los cuales me llevo la mar de bien, pero el día del desfile la coronación del Rey Felipe VI quisieron a toda costa manifestarse, en pleno desfile de Coronación.
He citado tan solo unos ejemplos de los muchos que hay, pero he sacado la conclusión que lo único que pretenden es boicotear los actos a los cuales son contrarios, lo cual no lo veo muy democrático, y sobretodo nada de tolerancia. Grupos estos, que suelen ser más bien corte marxista, no todos, pero sí por regla general.
Este que escribe no es muy futbolero, según la filosofía de este grupo de personas, tendría que prohibir el fútbol, ¿eso sería lógico?
La única idea es prohibir, prohibir y siempre prohibir. ¿Ustedes creen que eso es tolerancia?, ¿es democrático tanta prohibición?, o ¿sería más democrático la diversidad de creencias y de tradiciones?, aunque estas no sean del gusto de todos.  Yo creo que la riqueza de un pueblo está en la diversidad de pensamiento, no en el adoctrinamiento del mismo, que es lo que pretenden estos grupos sin ideología definida, y de pocos seguidores, los cuales consiguen sus propósitos, en los pactos de gobierno. Pero bueno no quiero politizar la entrada.
En fin, estos que hablan de democracia, de libertad, de tolerancia, etc…, son los menos tolerantes, porque sus pretensiones es prohibir, no de diversidad, si no prohibir. Me parece muy bien que no te gusten los toros, pero no pretendas  que no me gusten a mí, tu quieres acostar al toro en la cama, pues lo acuestas, y lo tapas con edredones, pero no pretendas que lo haga yo. No te gustan las procesiones  religiosas, sean de las religión que sea, me parece muy bien, no vayas a verlas, pero no me prohíbas ir a verlas o participar en ellas. Y sobretodo, si no te gusta, respeta a quien le guste, y no le boicotees su disfrute.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada